Vide o game

Alguien viaja en la feria de las luces
como una mala colección de huesos
atados de penuria.
Soy como el esqueleto de una carta
que no le llega a nadie;
una forma deforme en que se agita
la forma de un reflejo
sobre el barro.

Si levanto los ojos veo fuego
donde se queman niños
y una tierra absoluta,
despoblada,
raídos hospitales
y esta herrumbre.

Camino, intransitable como un muerto
por la piel de mi nombre
y me desisto
detenido y vacío bajo el agua.

Al amor se le ha roto lo sonoro.

Cargo mi corazón
como una bala
que busca su disparo entre mi sangre.

Y a la puerta de mí
defiendo el grito que no proferiré.

Soy un viaje de ida que ha acabado

Navegación de entradas

  8 comentarios para “Vide o game

  1. enero 29, 2013 en 22:02

    es el dolor alto penetrando la sangre y esa música de polvo y telas de azúcar y metralla, llanto encendido de aromas de allá de la frontera, subiendo perfecto a las manos, a la pasión de ir a por la noche y la condena, de abrir la puerta y no ocultarse de la guerrahacía tiempo que no sentía así el suelo, los ojos, la sangregracias

    Me gusta

  2. enero 29, 2013 en 22:12

    Berenice, tiempo que no charlás con este Léolo.Mis videos tienen momentos. A veces no me alcanzan las palabras para sacarme de adentro lo que siento. Creo que me vendría bien dejar reposar mi cabeza entre dos palabras, también en el Valle de los Avasallados.Siempre me pregunté si habría algún cielo que mirar cuando uno se acuesta ahí.Todâ

    Me gusta

  3. enero 30, 2013 en 14:12

    Gavrí anoche leí tu post y vi el video, pero no te pude dejar comentario, primero por el agotamiento que tenía(y tengo) y después porque fue demasiado fuerte.La forma como editaste el video es de cineasta, me gustó mucho, igual que la música. De las palabras con que lo acompañás, son como las imágenes, brutales y ciertas, a las que no se le puede agregar nada más, serían consideraciones superfluas, dictadas por la mente.Un abrazo.

    Me gusta

  4. enero 30, 2013 en 15:21

    Cuando estaba en el servicio militar en el Neguev habíamos formado un grupo de documentalistas con otros compañeros de la Universidad . Hacíamos documentales caseros sobre muchas historias de gente de la zona. Debe ser que me quedó algo adentro de aquellas compaginaciones que hacía por aquellas épocas y a veces se me da la loca y trato de explicar con imagen y sonido todo lo que no termino de explicar con palabras.El calorazo que está haciendo no ayuda a que se pase ningún agotamiento y la vida, tranquilita ella, se encarga de irnos sumando cada día más.Gracias Mirel por estar cerca.Lehit

    Me gusta

  5. enero 31, 2013 en 08:57

    … es díficil hacerte un comentario después de haber visto el video y leído tus palabras… no se … creo que cualquier cosa que diga me va a parecer vana… Me encantaría que un día las armas fueran herrumbre…

    Me gusta

  6. enero 31, 2013 en 16:12

    El problema no está en las armas, Marieta. Está en los hombres. Es como si la culpa de la impericia para poder clavar un clavo, no la tuviera la mano, sino el martillo.El problema humano no está en los malos hombres, sino en los hombres indiferentes. Los que están en los bandos, hacen lo que hacen con pasión. En el medio, una marea pasa sin mirar.Y no digo que no haya hombres buenos. He conocido muchísimos que han entregado su vida a toda clase de causas humanas, sin ningún resultado, ni siquiera aparente. Es como esos textos que salen mal escritos desde el principio y uno está días y días tratando de arreglarlos sin éxito, hasta que se encula mal, los hace un bollito y los tira al cesto. Recién entonces, puede escribir uno nuevo.Puede que mi visión sea, como dice la gente que me conoce, muy desolada. Pero bueno…uno habla como le va en el baile.Todâ

    Me gusta

  7. febrero 4, 2013 en 13:36

    … tienes razón… toda la razón… el problema esta en el hombre… y no tenemos buenas perspectivas. Tu visión es la que te ha tocado vivir, quizás mi Vida siempre ha sido muy fácil pero no por ello vivo sin darme cuenta de nada… Te mando un beso y también te digo que el baile siempre puede cambiar de ritmo…

    Me gusta

  8. febrero 4, 2013 en 16:18

    A veces parece que el DJ se hubiera quedado dormido y la misma música se repite hasta que el baile cierra. Habrá que esperar el próximo, en el caso de que uno quiera o pueda seguir bailando todavía.A cada uno le toca su vida, también. Fácil o difícil, es la que toca y hay que aprovechar la oportunidad para hacer algo con ella y no pasar como si no hubiéramos vivido. Es mi pensamiento, por supuesto, no un dogma de fe.Y si tengo que decir algo en mi favor, es que bailo bien todos los ritmos.Todâ, linda.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: